La Linajeña - Bandera Auténtica de Tucumán

sábado, 12 de enero de 2013

Dique El Cadillal: restos arqueológicos al por mayor

Fue una mañana de verano como cualquier otra. Llevaban sus cañas de pescar, el anzuelo y la necesidad de buscar alimento para todos los días. Ya instalados en la orilla del dique Celestino Gelsi, algo le llamó la atención a uno de los pescadores: del barro surgía parte de lo que parecía ser un objeto de cerámica antigua. José Rodríguez se arrodilló y comenzó a cavar delicadamente, con la convicción de que frente suyo un secreto iba a quedar al descubierto. Se sorprendió al encontrar una gran urna funeraria, con huesos humanos en su interior. Para Rodríguez, oriundo de El Cadillal, no hay que tener la vista muy entrenada para descubrir reliquias que emergen del fondo de las aguas. "Este lugar era un cementerio de los indios. Es común ver vasijas, morteros o bateas despedazadas. Están a montones, porque es un lugar donde no viene el turismo. Entonces, la misma naturaleza resguarda un poco el pasado", confesó el pescador, mientras buscaba y hallaba pequeños trozos de cerámica entre las piedras, los restos de caracoles y la tierra. 

Con el tesoro al descubierto, José Rodríguez decidió denunciar el hallazgo en la Policía lacustre de la comuna y en el Museo Arqueológico local. Así fue como los arqueólogos Mariano Corbalán, de la Dirección de Patrimonio Cultural, y Guillermo Ortiz, investigador del Instituto de Arqueología de la UNT, iniciaron las tareas de rescate de la reliquia. "Los pescadores encontraron una urna antigua de la cultura Candelaria, de grandes dimensiones, con restos humanos dentro de ella. El rescate fue raro... los arqueólogos tuvieron que trabajar prácticamente con la mano, porque en el entorno hay mucha agua. Es decir, la forma para sacarla fue muy artesanal, aunque se trabajó con metodología arqueológica", explicó Osvaldo Díaz, encargado del área Arqueología de la Dirección de Patrimonio Cultural. El profesional contó que por la presión del agua y la tierra, la urna se mantenía intacta, aunque estaba fracturada.

También comentó que en esta época, con las abundantes lluvias y la fluctuación del nivel del agua del dique, se erosiona el suelo y salen a la vista restos arqueológicos. "Nosotros tenemos un conflicto con los fetichistas, que creen que tienen el derecho de quedarse con las piezas. No entienden que por ley pertenecen al Estado. Nosotros dimos charlas en las 93 comunas de la provincia y en la Policía, en las que explicamos el procedimiento para actuar contra este tipo de delitos o cuando surgen denuncias como la de los pescadores", agregó Díaz.

Desde la mencionada dirección, a cargo de Mercedes Aguirre, indicaron que en la ley provincial 7.500 se aclara que los restos y objetos que tengan valor patrimonial cultural y que sean susceptibles de ser investigados, tienen el carácter jurídico de bienes muebles o inmuebles del dominio público provincial. "Es un delito tener este tipo de objetos si no están registrados por Cultura. Con la provincia de Salta trabajamos en conjunto para que se evite la venta y el tráfico de piezas arqueológicas. Pero no es algo de ahora; desde 2008 trabajamos en la concientización", advirtió Aguirre.

El Gobierno Nacional declaró monumento histórico nacional al Palacio de Gobierno de Tucumán

El Gobierno Nacional declaró monumento histórico nacional al Palacio de Gobierno de Tucumán, inaugurado el 9 de julio de 1912 por el gobernador José Frías Silva con la presencia del presidente Roque Sáenz Peña.

El decreto, publicado el martes en el Boletín Oficial declara "monumento histórico nacional" al inmueble ubicado en la calle 25 de Mayo número 90, en la ciudad de San Miguel de Tucumán, que fuera construído con el fin de reemplazar al Cabildo como sede provincial.

En los considerandos se recuerda que, en el año 2005, el Palacio de Gobierno fue declarado bien del Patrimonio Cultural de la Provincia a través de la Ley 7.535.

El edificio, estilísticamente, combina formas del barroco francés con reminiscencias del clasicismo italiano, y su resolución espacial responde a un criterio renacentista de planta en cruz griega. El imponente Salón Blanco está totalmente espejado y decorado con pinturas en tela del artista valenciano Julio Vila y Prades adosadas al cielorraso.

El palacio se eleva sobre una escalinata contorneada por farolas y barandas de bronce con dos rampas para vehículos en sus laterales, y está coronado por tres imponentes cúpulas negras bulbosas que rematan el techo.

En el año 1906, durante la gestión del gobernador Juan Luis Nougues, se autorizó al Poder Ejecutivo a encargar los planos para un edificio destinado a reemplazar al Cabildo como sede del gobierno provincial.

El Palacio de Gobierno -emplazado frente a la Plaza Independencia, en torno a la que se ubica también la Iglesia Catedral- fue inaugurado el 9 de julio de 1912 por el gobernador José Frias Silva, con la presencia del presidente Roque Sáenz Peña.

El proyecto, encargado al ingeniero porteño Domingo Selva, tuvo por objetivo expresar arquitectónicamente los logros alcanzados por la sociedad tucumana del período, entre los que se destacan la pujanza de la industria azucarera y la creación de la Universidad, y cuya dirigencia pasó a la historia como la "Generación del Centenario".

La volumetría del edificio, su retiro de la línea municipal y la incorporación de jardines con plantas exóticas rompen la continuidad de las fachadas de las envolventes de la Plaza Independencia.

En el pasillo central se encuentra el sepulcro de Juan Bautista Alberdi, coronado por una gran araña de bronce y mármol.

FUENTE

En total, la provincia cuenta con 43 monumentos nacionales que se dividen en distintas categorías.


En la primera categoría se encuentran (además de la Casa de Gobierno) la basílica de San Francisco, la Casa Histórica, el Museo Folclórico, la Estancia Jesuítica de La Banda (Tafí del Valle), el edificio del Correo y la Catedral, entre otros. 

En la categoría de lugares históricos se destacan los Menhires del Valle de Tafí; la manzana comprendida por las calles 25 de Mayo, Mendoza, Muñecas y San Martín; el parque 9 de julio, y la Ramada de Abajo. 

Como bienes de interés histórico artístico han sido distinguidos los teatros Alberdi y San Martín, y el Cristo Redentor de San Javier. Y entre los sepulcros se encuentran el de Lucas Córdoba, el de Lola Mora, el de Silvano Bores, el de Pedro León Gallo, el de Gregorio Aráoz de La Madrid y el de José Colombres. A eso hay que sumarle el pueblo histórico de Villa de Medinas y el casco urbano original de San Miguel de Tucumán. 

FUENTE

Juan Pablo II tiene una estatua de bronce en Salta

El Gobernador Juan Manuel Urtubey participó del descubrimiento y bendición de la nueva estatua del Beato Juan Pablo II, realizada en bronce.

La nueva imagen ubicada en la vereda de la Curia Eclesiástica, España 596, reemplaza a una de cemento que será restaurada y enviada a Orán y que fue inaugurada tras la finalización de la procesión del Señor y la Virgen del Milagro en 2009.

La ceremonia fue encabezada por el arzobispo Mario Antonio Cargnello quien indicó que “hoy se está cumpliendo con lo prometido hace tres años y tres meses, tener una imagen de Juan Pablo II. Debemos agradecer al Papa que nos visitó en 1.987 y nos dejó el mensaje: ustedes son fuertes. Nosotros debemos ser fuertes en el cumplimiento de nuestros deberes”, señaló.

Cargnello agradeció al Gobernador y al intendente de Salta por el apoyo brindado para la realización de esta nueva escultura.

La presencia de esta imagen en la Curia tiene un significado especial para los feligreses católicos ya que recuerda la visita del Papa Juan Pablo II a Salta. La estatua tiene una altura de 2,20 metros y fue realizada por el escultor cubano residente en Salta, Alexander Guerra, y por el broncero Hugo Roberto Quispe.

El proceso de creación de la obra duró alrededor de 8 meses. En primer lugar, se realizó un estudio de la imagen del Papa, luego se dio forma a cada una de las piezas, se les otorgó expresiones y las fundieron.