La Linajeña - Bandera Auténtica de Tucumán

jueves, 3 de enero de 2013

Vigilantes en Villa Trinidad capturan a cuatro delincuentes juveniles

Dos hermanos, uno subcomisionado comunal de Villa Trinidad y el otro guardiacárcel, lograron reducir a cuatro integrantes de una presunta banda de menores asaltantes que, desde hace meses, aterrorizaba a los vecinos de ese pueblo. Maximiliano Mercado, quien se desempeña como funcionario de la comuna, y su hermano Mario, que trabaja en la Unidad Penitenciaria local, resolvieron salir a la captura de los menores, cansados de la violencia e impunidad con la que actuaban, según ellos mismos contaron a La Gaceta

La gota que rebasó el vaso, de acuerdo con el relato de Maximiliano -que es policía en uso de licencia- fue la agresión que sufrió un adolescente al que intentaron arrebatarle un celular, el viernes pasado. Anteriormente, los menores ya habían herido en la pierna con un cuchillo a otro joven y, según afirmaron, también habían apuñalado en el abdomen a otro muchacho de la zona. 

A partir de la captura de los cuatro menores, Mario y Maximiliano se convirtieron en una especie de justicieros de la comuna. "Todos los vecinos nos reclamaban una solución a tanta inseguridad. Es que casi todos los días había asaltos o arrebatos de billeteras y teléfonos celulares, y era siempre la misma banda", afirmó Maximiliano. Y agregó, en ese sentido, que en la comisaría se hacían reclamos pero los menores no habían sido atrapados. "Finalmente, con mi hermano decidimos salir nosotros mismos a hacer algo, para colaborar". 

Los hermanos Mercado aseguraron que estos menores, que tienen entre 14 y 17 años, se movilizaban en motocicletas y casi siempre actuaban al anochecer. Tres de ellos son oriundos de la zona y el tercero, de la ciudad de Aguilares. 

"El día de la aprehensión, salimos con nuestro propio auto y los sorprendimos en el barrio 'El Chicle', donde estaban reunidos. Como policía, les pedí que se entregaran y les advertí que, si no lo hacían, les iba a disparar. Uno logró escapar, pero el resto fue reducido rápidamente", contó Mario. 

En ese lugar se les secuestró dos cuchillos, uno con una hoja de 30 centímetros y el otro de 40. "A los menores los llevamos a la comisaría y ahí los entregamos a los agentes de guardia", señaló el uniformado. Y agregó que poco después llegó una de las víctimas que los reconoció como sus atacantes. 

Después de capturar a casi todos los miembros de la banda delictiva, Maximiliano apeló al control judicial. "Lo único que esperamos es que la Justicia haga algo para que estos menores tengan algún tipo de freno o control. Son peligrosos y no pueden volver a las mismas andanzas. Nuestro pueblo había perdido la tranquilidad por culpa de ellos", reclamó uno de los hermanos Mercado. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

-AVISO-
En este blog creemos en la libertad de expresión y por tanto no ejercemos la censura. Sin embargo no nos hacemos responsables por los comentarios vertidos por nuestros visitantes. Por ello, antes de comentar, por favor piense en lo que va a decir.