La Linajeña - Bandera Auténtica de Tucumán

sábado, 17 de noviembre de 2012

Lamentablemente el Centro de Espiritualidad Santa María se afianza en Tucumán

¿Cuántas veces hemos necesitado que nos escuchen sin juzgarnos? ¿Que nos permitan compartir nuestro dolor sin exigir nada a cambio? ¿Que nos guíen para poder ver la luz al final del túnel? Hay personas que se preparan varios años para cumplir con esa misión. No son sacerdotes ni religiosas, sino laicos que deciden donar parte de su tiempo a quienes necesitan de su escucha, sin tener en cuenta las diferencias sociales ni religiosas. Son hombres y mujeres que han hecho del "acompañamiento espiritual" un servicio al prójimo para ayudarlo a descubrir la presencia de Dios en su vida.

La formación de acompañante espiritual dura cuatro años y la brinda el Centro de Espiritualidad Santa María, con sede en Buenos Aires. Hasta ayer estuvo en Tucumán la fundadora de esa institución, Inés Ordóñez de Lanús, quien presidió el acto de colación de grado de 38 egresados del Curso de Acompañamiento Espiritual (CAE).
 

El CESM fue creado hace 40 años y desde entonces se multiplicaron las filiales. Hay réplicas en varias provincias y en países como Chile, México, Uruguay, Estados Unidos, España y El Salvador. La de Tucumán funciona en Yerba Buena y desde allí colabora con las provincias cercanas que lo requieran.

En 1998 el Centro de Espiritualidad Santa María fue reconocido por la Arquidiócesis de Buenos Aires como Asociación Privada de Fieles, y actualmente está realizando ante El Vaticano la gestión para el reconocimiento como Asociación Pontificia. Se considera que uno sus grandes aportes a la Iglesia católica es el servicio de la escucha.

En la misa en acción de gracias que se ofició por los 40 años del centro, monseñor Oscar Ojea destacó el carisma de la fundadora, como experiencia laical sobre todo al cumplirse 50 años del Concilio Vaticano II. Destacó también el apego a la oración contemplativa, aun en medio de las dificultades de la vida, y su tarea de transmitirla y comunicarla a los demás.

"Proponemos una espiritualidad para la vida cotidiana que, arraigada en la mística cristiana, invita a las personas a vivir en plenitud, integrando fe, vida y oración -afirma Mercau de Ruiz Moreno, representante tucumana del Centro de Espiritualidad Santa María-. Nuestra misión es acompañar a las personas en el camino hacia su propio corazón para descubrir el sentido y la finalidad de sus vidas. Es un camino al corazón para aprender a amar en el Servicio, la Entrega y la Alabanza (SEA)".

Las reuniones se realizan una vez al mes, durante una hora. El objetivo es acompañar al hermano como comenzó haciéndolo hace 40 años Inés Ordóñez cuando tenía 21 años. Hoy, casada y con ocho hijos, sigue dando su testimonio como laica de que se puede encontrar a Dios en todas las cosas.

FUENTE

Debo ocuparme de este “Circo” porque ya las andanzas de su gurú, la falsa profetisa Doña Inés Ordoñez de Lanús, han alcanzado una notable expansión, que sólo contribuirá a aumentar la confusión de los espíritus.

Las nuevas “inesadas” se relacionan con el Curso de Acompañantes Espirituales.

Para ser honrado con Doña Inés, no se puede afirmar que sus “enseñanzas” son heréticas o cismáticas, sino que lo peligroso es su autopromoción -de la mano de Jorge Bergoglio- que la conduce a ocupar en la Iglesia un lugar que no corresponde a mujeres. Lo que sí se puede decir es que la “doctrina inesiana” está elaborada sobre bases sentimentaloides, tal como ilustra este texto de una de sus últimas peroratas:
 
Una invitación para encender nuestras vidas

Los cristianos tenemos una excelente propuesta para la humanidad. Un camino de libertad para todos aquellos que estamos dispuestos a conocer la verdad acerca de nosotros mismos y de vivir en fidelidad a los valores grabados a fuego en nuestros corazones.

Estamos convencidos de que este fuego arde en el corazón de toda creatura humana; no importa su condición, su cultura o su manera de ser. Cualquiera sea la diferencia o la particularidad, este fuego nos une a todos. Es el fuego del inicio de la existencia, el que  recibimos de quienes nos comunicaron la vida. Es un fuego eterno; que enciende, que anima, que entusiasma y que está en cada uno para ser dado a otros.

¡Creyentes, agnósticos o ateos; adolescentes, jóvenes, adultos y ancianos; sanos y enfermos; cansados o entusiastas. Que nadie quede afuera. Necesitamos la llama y la chispa de cada uno. ¡Las FOGATAS las encenderemos entre todos!
 
Fogatas, que como faros, iluminen el camino de nuestras vidas. Fogatas que nos conecten con nuestro propio fuego. El fuego que ya está ardiendo, el que nos ilumina y da calor; a nosotros y a los que nos rodean. ¡Queremos reavivarlo para encender otros fuegos! Dejar encendidas estas fogatas con llamas ardientes cuyo fuego no se apague jamás.

¡¡¡¡Fogoneros de un fuego eterno cuyas llamas resistan cualquier adversidad!!!! Existe este fuego!!! Lo tenemos dentro!!! Es necesario que lo descubramos, que lo despertemos, que lo reavivemos y  que lo disfrutemos…. ¡¡como sabemos disfrutar de todo buen fuego!!


Me parece que está claro que Doña Inés ejercita algo así como un “para-sacerdocio” y que se considera -muy inmodestamente- como “vaso de elección”, cuando dice de sí misma: "ha consagrado su vida, etc., etc., etc."

FUENTE

1 comentario:

  1. Ines Ordoñez es la comercianta de la fe numero 1 de este país. Falsa profetisa le queda corto. Alguien la tendría que denunciar (deberia yo, por lo que causó en mi familia, pero me consuelo con este pequeño descargo). su prontuario, por donde empezar?
    - inducir delirios místicos en gente que necesita asistencia psiquiátrica (y/o que a la abandona despues de sus mágicos retiros)
    La estrategia es simple: mujeres de clase media alta, casadas, con determinado nivel de frustracion, que buscan refugio y consuelo "en dios".
    Como creyente esta bien que haya espacios para "estar con dios, etc", pero esta mina se pasa... y esa fromacion pedorra que vende... basicamente copta a la gente por 4 años,Y LES COBRA!!!!!
    Que la haya aceptado el vaticano no es ninguna garantia, ya sabemos lo corrupto que está. (Hasta el papa lo admite).
    El que quiera estudiar religion, que se meta en la UCA a estudiar teologia, por lo menos algo con algun tipo de reconomcimiento. Ya caerá algun abogado que se canse y la meta en cana.
    Es persona mas de cuarta de este planeta.
    Mercedes

    ResponderEliminar

-AVISO-
En este blog creemos en la libertad de expresión y por tanto no ejercemos la censura. Sin embargo no nos hacemos responsables por los comentarios vertidos por nuestros visitantes. Por ello, antes de comentar, por favor piense en lo que va a decir.