La Linajeña - Bandera Auténtica de Tucumán

lunes, 13 de agosto de 2012

Detienen a un policía tucumano que formaba parte de una banda de narcos en Termas de Río Hondo

Durante la tarde de este domingo, efectivos policiales de la División Drogas Peligrosas de Santiago del Estero intentaron frustrar una venta de sustancias en una de las esquinas de la ciudad de Termas de Río Hondo. Cuando los delincuentes advirtieron sobre la presencia de efectivos intentaron darse a la fuga.

La persecución se dio a lo largo de aproximadamente nueve cuadras en dirección hacia el centro de la ciudad acompañada de muchos disparos de armas de fuego desde ambas partes.

Producto del procedimiento, fueron detenidas cinco personas, cuatro provenientes de la provincia de Tucumán y una de Termas, todas mayores de edad. Entre los detenidos hay una mujer y un policía que presta servicio en la cuerpo motorizado en la localidad de Banda del Río Salí. El uniformado detenido luego fue identificado como Ricardo David Flores, quien fue trasladado a la Capital santiagueña alrededor de las cinco de la madrugada de este lunes.

También se logró secuestrar un kilo de marihuana y una sustancia denominada “Alita de mosca”, una pistola calibre 9 milímetros y un auto que fueron utilizados por los delincuentes.

2 comentarios:

  1. De La Gaceta:

    "Según publicó el portal www.diariopanorama.com los adolescentes jugaban con el arma, confiados en que estaba descargada. "Matame, que no me hace nada", le habría dicho Rogelio Rojas, de 14 años, a sus amigos. Uno de ellos accionó el gatillo y salió un balazo que le perforó el pulmón y le produjo la muerte. Lo que se investiga es de dónde salió el arma, ya que habría una posibilidad de que se trate de la pistola arrojada por los protagonistas del tiroteo, deslizó la Policía."

    ResponderEliminar
  2. De La Gaceta:

    "El domingo 12 de agosto, un policía tucumano de 25 años regresaba a Tucumán a la tarde con dos amigos, luego de haber pasado el día en Termas de Río Hondo. Unos kilómetros más atrás venían sus padres. Cuando vio un movimiento extraño en el costado de la ruta, el agente que trabajaba en la Patrulla Motorizada de Banda del Río Salí sacó su arma e hizo disparos, pensando que lo estaban por asaltar. Pero en realidad se trataba de la Policía santiagueña, que acababa de detener a un motociclista que transportaba droga.

    La versión policial

    Los investigadores de la Dirección de Drogas Peligrosas de la Policía santiagueña estaba tras los pasos de unos vendedores de drogas que operaban en le ciudad termal.

    En las inmediaciones del barrio Herrera El Alto, los policías detuvieron a un hombre que conducía una moto Corven Triax. El hombre, según se informó, tenía antecedentes por comercialización de estupefacientes. Cuando lo arrestaron llevaba entre sus ropas un kilo y medio de marihuana, 150 gramos de cocaína de máxima calidad -conocida como "alita de mosca" y valuada en más de $10.000- y $ 1.200 en efectivo.

    Fue en ese momento cuando apareció el Peugeot 206 en el que viajaban los tucumanos. La Policía consignó en el acta oficial, de acuerdo a la información brindada por fuentes de la fuerza santiagueña, que del 206 comenzaron a disparar, para luego darse a la fuga. Fueron perseguidos a lo largo de nueve cuadras, y los redujeron en el cruce de la ruta 9 con Juan Domingo Perón, en el centro de la ciudad termal.

    El policía y sus amigos (un hombre y una mujer, que son hermanos), fueron trasladados a una cárcel ubicada en la capital santiagueña. Los tucumanos declararon ante Molinari y luego de una investigación, el juez Federal comprobó que la versión que le habían dado era cierta. Por eso recuperaron la libertad, aunque el policía sigue acusado por abuso de armas de fuego.

    El dolor de las familias

    "Fue una injusticia por lo que pasaron. No saben el dolor por el que pasó nuestra familia; todo por una equivocación que la Policía de Santiago del Estero se negó a reconocer", dijo Margarita, tía del agente."

    ResponderEliminar

-AVISO-
En este blog creemos en la libertad de expresión y por tanto no ejercemos la censura. Sin embargo no nos hacemos responsables por los comentarios vertidos por nuestros visitantes. Por ello, antes de comentar, por favor piense en lo que va a decir.