La Linajeña - Bandera Auténtica de Tucumán

sábado, 21 de julio de 2012

Levantaron un monumento a Fatiga, el perro peregrinador de La Merced

La presencia de Fatiga en las actividades religiosas de Salta se transformó en una tradición. Inexplicablemente este perro callejero, que ya es propiedad de toda la comunidad mercedeña, participa desde 2008 de la peregrinación desde el Valle de Lerma hacia Salta capital durante la fiesta en honor al Señor y la Virgen del Milagro. Es, además, una figura infaltable durante las celebraciones religiosas de Sumalao.

Este perrito color canela y blanco, de unos ocho años de edad, es el primero en llegar a misa los domingos, cuando el cura párroco local hace repicar las campanas de la iglesia Nuestra Señora de La Merced.

“Nadie sabe qué es lo que lo lleva a participar de todas las actividades religiosas, pero es sorprendente, porque nadie lo llama. El solo aparece y se suma a todas las manifestaciones de fe”, comentaron los vecinos.

Si bien quienes lo conocen ven la conducta de Fatiga como algo natural, no deja de llamar la atención de cuanta gente lo ve transitar por la puerta del templo, siempre respetuoso y sin molestar a nadie. Finalizado el oficio religioso, el animalito desaparece y continúa su eterno deambular por el pueblo, en el que se ganó el cariño de toda la gente.

Esta atracción por las actividades religiosas llevó a esta mascota a participar hace pocos días de una procesión con la imagen del Sagrado Corazón de Jesús, organizada por los abuelos del hogar de día Angelina Beltrés de Di Pauli.

“La verdad es que no sabemos cómo se enteró de esta fiesta, que nuestra institución organizó en honor a su santo patrono. Este perrito se presentó en la puerta del hogar de día y nos acompañó en procesión hasta la iglesia, donde se quedó hasta que terminó la misa. Después, peregrinó al lado de la imagen del Sagrado Corazón de regreso al hogar y luego desapareció”, contó una abuela mercedeña sobre las costumbres religiosas de la mascota de La Merced.

Fatiga es también una figura relevante en las fiestas patronales de los barrios y parajes de la localidad. Tanto es así, que por iniciativa de la propia comunidad y de las autoridades municipales se erigió un monumento en su honor en la plaza donde se encuentra ubicada la parroquia local. Allí, los mercedeños le brindaron un homenaje en vida a este animalito que se transformó en un fenómeno, por su ternura y su forma especial de expresar una fe y una entrega a los rituales religiosos, inexplicable.
 
Fue el artistas Pablo Farfán el encargado de esculpir en madera la figura de Fatiga, por encargo de la Municipalidad. La inauguración del monumento tuvo lugar en abril y contó con la presencia de funcionarios municipales y vecinos. Posteriormente se llevó a cabo un desfile de mascotas. Por supuesto, las actividades fueron encabezadas por el popular Fatiga.

2 comentarios:

  1. Un verdadero perro cristiano: a donde va el Señor va él detrás.

    ResponderEliminar
  2. Ese monumento esta hace un monton, no entindo por que es noticia recien.

    ResponderEliminar

-AVISO-
En este blog creemos en la libertad de expresión y por tanto no ejercemos la censura. Sin embargo no nos hacemos responsables por los comentarios vertidos por nuestros visitantes. Por ello, antes de comentar, por favor piense en lo que va a decir.