La Linajeña - Bandera Auténtica de Tucumán

viernes, 18 de mayo de 2012

Una estudiante dice haber sido agredida luego de ser confundida con una de las inadaptadas que hirió al perro Dardo

Una joven alumna del Centro Polivalente de Arte, identificada como Camila G. (17), sufrió un intento de secuestro el miercoles a las 7.50, según denunció la menor en la comisaría 1 horas más tarde.

La víctima, quien es compañera de las adolescentes acusadas de lastimar con un petardo al perro callejero Dardo, el pasado 20 de abril, dijo que este nuevo episodio se registró en el microcentro de esta capital en la Urquiza, entre Ituzaingó y la peatonal Florida, y sospecha que tendría un vínculo con el caso del animal.

En diálogo exclusivo con El Tribuno, en su casa, la damnificada comentó la traumática situación vivida: “A las 7.50, iba caminando por la calle Urquiza, a la altura del mercado San Miguel, y vi que paró un automóvil. De atrás me agarró una persona, que, por la forma de hablar, debe de haber tenido unos 20 años. Me puso un cuchillo en el cuello y me dijo: ‘Te dije que volveríamos a vernos... ¡Subí al auto!’. Me resistí, forcejeamos e intentó empujarme al interior del vehículo, pero yo logré escapar”, aseguró la menor.
 
Además, comentó: “Cuando logré irme de ahí, el conductor, que parece que era mucho mayor que el que me había atacado, le gritó que se subiera al auto y, cuando lo hizo, se marcharon a toda velocidad”.

Al ser consultada por este matutino sobre si pudo observar el vehículo en que se desplazaban los atacantes, afirmó: “Solo vi que era un VW Gol negro que estaba muy sucio”.
 
En su vivienda, la estudiante mostró las lesiones que sufrió en el cuello y las manos. “Estoy muy asustada y tengo miedo de ir al colegio. No sé si volver porque no es la primera vez que me pasa”, expresó, angustiada.
 
El viernes 20 de abril, tras el escándalo mediático por las lesiones que sufrió Dardo -el perro agarró un petardo que habían arrojado las compañeras de la joven, en inmediaciones de la plaza 9 de Julio de esta capital-, Camila contó que en la avenida Paraguay, a la altura del barrio Villa Palacios, mientras esperaba el colectivo para regresar a su domicilio, cinco jóvenes la patotearon y la dejaron tirada en el suelo.
 
“Me dijeron: ‘Vos sos una de las culpables del ataque al perro. Te vamos a pegar para que aprendas’”, comentó Camila, desesperada. En esta oportunidad, la joven decidió retirarse del colegio y radicar la correspondiente denuncia en la comisaría 1. La Policía busca al vehículo y a los atacantes basándose en los datos aportados por la estudiante.

1 comentario:

  1. me suena todo a chantada. seguro q esta chica se peleo con el novio o algo y le invento toda esa historia a la madre para esquivar el bulto

    ResponderEliminar

-AVISO-
En este blog creemos en la libertad de expresión y por tanto no ejercemos la censura. Sin embargo no nos hacemos responsables por los comentarios vertidos por nuestros visitantes. Por ello, antes de comentar, por favor piense en lo que va a decir.