La Linajeña - Bandera Auténtica de Tucumán

viernes, 6 de abril de 2012

Católicos tucumanos le piden al gobernador Alperovich que no apoye al genocidio abortista

José Alperovich en la Legislatura Provincial (nótese que, perversamente, el Crucifijo -que representa a Cristo Rey- está por debajo del Escudo que representa al Poder Civil)

La opinión del Arzobispo

En el inicio del Triduo Pascual, monseñor Alfredo Zecca lanzó ayer, Jueves Santo, un nuevo y contundente mensaje de repudio al fallo de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, referido a la no punibilidad del aborto en casos de violación o cuando corre riesgo la vida de la madre.

Tras encabezar la Misa Crismal, en la que todos los párrocos de la Arquidiócesis renovaron sus promesas sacerdotales y se procedió a la bendición de los óleos, el prelado se refirió a la sentencia del Máximo Tribunal, a la que terminaron adhiriendo públicamente, respecto a su cumplimiento, varios gobernadores, incluido José Alperovich.
 
Justamente, el Mandatario tucumano fue uno de los principales destinatarios de las críticas de Zecca, uno de los obispos argentinos que más cuestionó la decisión de la Corte desde el momento en que se hizo pública.
 
"Respeto que el Gobernador tenga sus opiniones, espero que recapacite, que comprenda que ese fallo no obliga a nadie, es un fallo sobre un caso en particular", expresó el Arzobispo, en declaraciones a la prensa, al finalizar el oficio, realizado en horas de la mañana, en la Iglesia Catedral.

Además, monseñor recordó que "no existe ninguna ley, ni en la Nación ni en la provincia que obligue a que se practiquen abortos aún en caso de violación. De manera que, a ese fallo hay que tomarlo como tal. Es un fallo desgraciado, es lamentable que haya ocurrido", sentenció el Arzobispo.
 
El religioso admitió que se sintió "desconcertado" ante las declaraciones de Alperovich, quien el último martes, tras afirmar que "este gobierno está a favor de la vida" sostuvo que es necesario "apoyar el fallo judicial. No podemos desobedecer a la Justicia, si lo hiciéramos viviríamos en una anarquía", fueron las palabras del titular del PE.

Al respecto, Zecca lanzó: "No puedo ocultar mi desconcierto por el hecho de que el Gobernador, que es un hombre que siempre ha defendido la vida, justamente en la Semana Santa se pronuncie a favor de este fallo, dando a entender como que él apoyara el cumplimiento de una Ley -me parece que así se ha expresado-, pero resulta que es una Ley que no existe o sea que espero que en un diálogo con el pueda recapacitar", recalcó.

Sobre el mismo tema, dijo que intentará "hablar con el gobernador en buenos términos y amigablemente sobre este tema, que me parece particularísimamente grave". Cuando se le preguntó qué pasará en caso de que Alperovich no lo reciba, el Arzobispo insistió: "Estoy dispuesto al diálogo, lo dije desde que llegué a la provincia, con todos los sectores, seguramente insistiré e insistiré en mi reclamo en que el aborto es un crimen abominable". 

A la hora de reforzar su postura contra la decisión del Supremo Tribunal de Justicia, Zecca recordó que "las objeciones al aborto son de derecho natural, la defensa de la vida es de derecho natural, está en el decálogo que Dios le entregó a Moisés en el Monte Sinaí".

Agregó que "ese decálogo es la base del derecho natural, las otras prescripciones que eran más propias del judaísmo cesaron con Jesús, en cambio esto, que es la Ley Natural está en la base del mismo sermón de la montaña que Jesús pronuncia, es decir el precepto de 'no matar'. Esto significa no matar y hacer un aborto significa matar, luego ustedes me preguntan ¿cuándo se justifica el aborto? Absolutamente nunca, pase lo que pase, y no hay porque privilegiar la vida de la madre violada o no violada entre medio de la vida de ese hijo, que es un inocente que no tiene nada que ver. A un desastre le agregamos otro desastre", resumió.


La opinión de los políticos cristianos

Si el Gobierno provincial debe o no acatar el fallo de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, que permite interrumpir embarazos en casos de abuso sexual, merece un tratamiento y un debate mucho más profundo en la Legislatura. Al menos, es lo que reclamó el opositor José Páez, parlamentario por la Democracia Cristiana (DC).

Páez se sumó a las quejas de sus pares Silvia Elías de Pérez (UCR) y Ricardo Bussi (FR). Los parlamentarios ya habían cuestionado que el gobernador, José Alperovich, haya manifestado que el Poder Ejecutivo acatará la sentencia del máximo tribunal nacional. "Hay confusión sobre el tema, y hay que aclarar que el Gobierno, en general, está a favor de la vida. Por otro lado, también es cierto que el Gobierno tiene que apoyar el fallo judicial. No podemos desobedecer lo que dice la Justicia", había dicho el mandatario provincial.

El referente demócratacristiano reprochó puntualmente que Adriana Álvarez, coordinadora del programa de salud sexual y reproductiva del Sistema Provincial de Salud (Siprosa). La funcionaria, en una entrevista concedida a La Gaceta, había explicado las implicancias de la resolución judicial y cómo actúa el sistema público frente a los casos de abortos no punibles. "La Corte, con el fallo, nos dijo a los médicos que dejemos de judicializar temas que no deberían estarlo, porque están incluidos en el Código Penal", remarcó. La especialista se refería al artículo 86 (incisos 1 y 2), que disponen que el aborto no es punible en dos circunstancias: para evitar un peligro para la vida o la salud de la madre; y cuando el embarazo proviene "de una violación o de un atentado al pudor cometido sobre una mujer idiota o demente".

"¿Qué autoridad tiene una encargada del programa de salud sexual para instruir a los profesionales del Siprosa sobre este tema?", se preguntó Páez. Luego cargó contra la sentencia de la Corte Suprema. "El fallo es equívoco, confuso y autocontradictorio. No es una ley o una norma para aplicar o acatar. El Poder Legislativo debe expedirse sobre el tema, y el Poder Ejecutivo en su más alto nivel decidir las políticas a implementar, dictando en todo caso las normas a aplicar. No tenemos dudas de que el acatamiento del fallo está en la línea de consentir las medidas en favor del aborto, porque si bien no fueron resueltas por el Gobierno nacional, cuentan con indudable simpatía del PEN", consideró el legislador.

1 comentario:

  1. pongan la cruz en donde va ratas inmundas!!

    ResponderEliminar

-AVISO-
En este blog creemos en la libertad de expresión y por tanto no ejercemos la censura. Sin embargo no nos hacemos responsables por los comentarios vertidos por nuestros visitantes. Por ello, antes de comentar, por favor piense en lo que va a decir.