La Linajeña - Bandera Auténtica de Tucumán

miércoles, 21 de septiembre de 2011

Miles de personas inocentes en peligro: aberrosexuales tergiversan hechos y presionan para que los dejen donar sangre

“No te pueden inhibir a donar sangre por tu orientación o actividad sexual, es estigmatizante y discriminatorio”, así lo manifestó la delegada en Jujuy de la Asociación de Travestís, Transexuales y Transgeneros de la Argentina, Aylen Chambi en referencia al caso que trascendió días pasados en medios nacionales sobre un joven que tuvo que mentir sobre su condición sexual para poder donar sangre.

La delegada de ATTTA Jujuy comentó que “primero: el ser humano le tiene tabú al sexo; segundo: porque le tiene tabú al propio cuerpo por esa construcción de género tan marcada que tenemos en la Argentina, la construcción hegemónica machista de que los conductos se han hecho para entrar o para salir nada más, por donde sale nada puede entrar. Freud dice que somos cuerpos sexuados, dar la mano, abrazar, todo es parte  de un intercambio sexual y que todo nuestro cuerpo es erógeno, pero las personas le tienen miedo a disfrutar, le tiene miedo al hecho que también pueden disfrutar al tener una relación con una persona del mismo sexo o utilizar al cuerpo para mantener una práctica sexual; le tienen miedo, le tienen vergüenza y es por la carga que se le da”.

Añadió al respecto que “está marcado el machismo, cuando el niño llora cuando esta por ingresar al jardín le dicen ‘deja de llorar no seas maricón’, y nadie se acuerda que todos lloramos cuando íbamos al jardín porque teníamos miedo al abandono, porque era el desarraigo. La iglesia marca esto como desviaciones, como conductas pecaminosas que si haces esto te vas a ir al infierno, no sos digno de ser hijo de Dios. Las leyes contribuyen a eso, en la Argentina todavía tenes 2 provincias en las que el código contravencional todavía está condenando el travestismo, entonces todas estas cosas hacen que se vea como malo, como fuera de lo que es normal. Siempre hay que pensar lo que cada persona considera normal, hay personas que creen que la homosexualidad es contra natural y hay más de 500 especies de animales que practican la homosexualidad como parte de su vida”.

Aylen Chambi sostuvo finalmente que “con el devenir del tiempo todo esto se ha ido desvirtuando, se ha considerado que estas personas son enfermas, que son personas que no están dentro de un estatus igualitario al del resto de la comunidad y estas son las normas  que hacen que no se vean a las personas de la diversidad sexual como personas comunes, sino que se las vea como un grupo a parte y totalmente peligroso”.

Los Kirchner no lo hicieron

En pleno año 2011, luego de casi una década de pretendido crecimiento a “tasas chinas”, este gobierno nacional, que manejó el presupuesto en dólares más alto de la historia argentina, ¿cumplió alguna de sus promesas?

En pocas líneas, repasamos todo lo adeudado, todo lo que nos dijeron que iban a construir:

Provincia de Salta

Obras para reparar Tartagal, tras las dos inundaciones.
Frenar el desmonte de la cuña boscosa, que mata de hambre a la etnia Wichi.
Radarizar el territorio fronterizo, por orden de la Corte Suprema.
Tren urbano en la capital provincial.
Reparar el tramo del “tren a las nubes” que llegaba hasta Chile.

Provincia de Jujuy


Autopista que una la capital provincial con la ciudad de Salta.
Radarizar la frontera.
Exigirle a Milagros Sala que le de escrituras a los dueños de las viviendas sociales que siguen en mano de la Tupac Amaru.

Provincia de Tucumán

Autovía en la 38 desde Famaillá hasta el límite Sur.
Saneamiento del Río Salí-Dulce.
Autovía hasta Salta en la ruta 9.
Tren San Miguel de Tucumán a Tafí Viejo.
Reapertura de los talleres ferroviarios de Tafí Viejo.

Resumiendo: el dinero de las grandes obras se va en politiquería, en prebendas, en subsidios. Con ello, se gana elecciones, ya que la mitad del electorado depende en buena medida del Estado Nacional.

Eso sí, nos podemos matar en cualquier ruta o ferrocarril. Nos pueden inundar de droga y nos va a faltar energía. Los bosques desaparecerán y el agua va a quedar contaminada en todos los cursos existentes.

Ya habrá tiempo de echarle la culpa a algún “enemigo del modelo” mientras disfrutamos del fútbol para todos en un plasma financiado a 50 meses.