La Linajeña - Bandera Auténtica de Tucumán

domingo, 31 de julio de 2011

Comunidades de aborígenes argentinos buscan ponerle freno a peligrosas sinarquías que operan en Salta

Un grupo conformado por criollos y aborígenes de Santa Victoria Este, departamento Rivadavia Banda Norte, presentaron más de 90 proyectos para ser beneficiados con fondos nacionales de la ley de bosques, que regula el Ministerio de Ambiente, a cargo de Francisco López Sastre.

Los solicitantes decidieron actuar sin intermediarios después de una serie de notas publicadas por El Tribuno, que mostraban cómo Fundapaz -Fundación para el Desarrollo en Justicia y Paz- y Asociana -Acompañamiento Social de la Iglesia Anglicana del Norte Argentino- obtenían como intermediarios el 40% de los fondos en conceptos de viáticos y honorarios.

No necesitamos de las fundaciones. Queremos que los fondos lleguen a nuestra gente y no a bolsillos ajenos. Cada comunidad, ya sea aborigen o de familia criolla, tiene que manejar su plata como más le parece: si hay que contratar un técnico se contratará, pero cada uno elige”, dijo Lucio Rojas, chaqueño, que llegó a la ciudad para presentar los proyectos ante el Ministerio de Ambiente.

El Tribuno dio cuenta de que cifras millonarias, asignadas para las poblaciones más vulnerables de nuestro territorio, se esfumaban en el pago de costosísimos servicios de dos ONG, sin llegar a sus verdaderos beneficiarios. Más del 40% de los 223.532 pesos que les corresponden a las misiones aborígenes San Patricio, Wayayuk; Kayip y Lote 75, se destinarían a los honorarios de Fundapaz. Dirigentes originarios denunciaban falta de información e inseguridad. Por su parte, Asociana administrará 144.000 pesos de la comunidad La Esperanza: “80 mil para los técnicos y 60 para la comunidad”, afirmaron entonces.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

-AVISO-
En este blog creemos en la libertad de expresión y por tanto no ejercemos la censura. Sin embargo no nos hacemos responsables por los comentarios vertidos por nuestros visitantes. Por ello, antes de comentar, por favor piense en lo que va a decir.